Spain

Un coleccionista paga 35.000 euros por una daga que perteneció a Franco

Franco dejó a Patrimonio Nacional un Mercedes Benz 540, limusina todoterreno que le regaló Adolf Hitler en 1939 y de la que solo se fabricaron 57 unidades, y un Mercedes Benz 770, que recibió también como obsequio entre 1938 y 1943. Pero hay otros regalos con los que fue agasajado por las autoridades, tanto de Italia como de Alemania, que por diferentes vías fueron llegando al mercado y siguen resultando hoy muy atractivos para los coleccionistas. Seguir la pista y documentar el origen de estas piezas, sin embargo, no resulta sencillo. Entre ellas está la daga especialmente creada para él, una notable pieza de orfebrería regalo del ministro de Asuntos Exteriores italiano, el conde Ciano, yerno de Mussolini, que la casa alemana de subastas Andreas Thies acaba de vender por 35.000 euros.

Con sede en Nürtingen, en el sur de Alemania, esta casa de subastas especializada en objetos militares históricos exponía la daga en su catálogo como «objeto museístico de orfebrería difícilmente superable y reliquia histórica única de la historia del fascismo español e italiano» y aseguraba que fue regalada a modo de felicitación, «con motivo de la victoria de los fascistas españoles y de los regímenes aliados de Alemania e Italia en la Guerra Civil española». La descripción de la joya deja constancia de su riqueza: «Trabajada en oro» y «con 19 diamantes», tiene grabados los escudos del fascismo italiano y el yugo y las flechas de Falange». En la empuñadura lleva las iniciales F. F. (Francisco Franco) y en uno de los laterales se lee: «al generalísimo Franco», continúan. El estuche de presentación, de terciopelo azul, incluye un relieve de cobre que representa a San Jorge matando al dragón y un escudo con la inscripción «Juntos para vencer. Madrid, 10 de junio de 1939».

Como ministro de Asuntos Exteriores del Reino de Italia entre 1936 y 1943, Ciano jugó un importante papel en el seno del régimen fascista, así como en la política exterior europea de entreguerras. Fue uno de los artífices del Eje Roma-Berlín-Tokio, aunque las derrotas militares causaron en él un giro y, en julio de 1943, fue uno de los miembros del Gran Consejo Fascista que votó a favor de la destitución de Mussolini. En 1944 fue fusilado a instancias de su suegro por alta traición. A lo largo del año 1939, fecha del regalo de la daga, Ciano rechazó las propuesta del Tercer Reich para que Italia se uniera militarmente a Alemania en una inminente guerra europea, alegando que la economía italiana no estaba preparada para soportar un esfuerzo bélico similar al del Tercer Reich. Temía que Italia quedase, finalmente, como subordinada a Alemania y defendió una postura de neutralidad que Franco sí logró imponer. Ese año, el mismo de la invasión de Polonia por los nazis, los contactos entre los dos gobiernos fueron especialmente intensos y el obsequio de la daga bien podría enmarcarse en los esfuerzos del conde Ciano por acercarse a Franco.

Ciano visitó España en correspondencia a una visita que había hecho semanas antes Ramón Serrano Suñer a Italia, pero Franco marcaba más distancias que las a su juicio deseables hacia el gobierno de Mussolini. A los dos les interesaba el control de Marruecos y se enfrentaron por la deuda de la guerra, mientras la estrategia de Ciano era un acercamiento que permitiese hacer frente conjunto a las presiones de Hitler para entrar en guerra. La daga bien pudo ser un intento de ablandar al generalísimo, pero lamentablemente no consta en los registros su entrega y la veracidad de su origen permanece sujeta al secreto que la casa de subastas guarda acerca de sus transacciones. La daga fue presentada el 10 de abril con un precio de salida de 15.000 euros y «varios pujadores estuvieron muy interesados y subieron hasta los 35.000», se limitan a explicar fuentes de la casa de subastas, que no desvelan la identidad ni del comprador ni del vendedor. En la misma subasta fueron vendidas dos piezas aparentemente procedentes de la misma colección: una gorra que Franco lucía en numerosas fotografías en su calidad de comandante en jefe militar y jefe de Estado y un ejemplar de Nouveaux Destins de l'Intelligence Francais (1942) de cuero marroquí azul oscuro y obsequiada por el Jefe de Estado de Vichy, el mariscal Philippe Pétain, al dictador español. En todo caso, la daga no es ni mucho menos el único regalo que Franco recibió de Mussolini, sino uno más de la lista en la que destaca, por derecho propio, la estatua de Cesar Augusto que adorna la avenida del mismo nombre de Zaragoza.

Ver los comentarios

Football news:

Griezmann conversó con Hamilton y visitó las cajas de Mercedes en el gran premio de España
El Barcelona siente que Neymar la usó. Dijo que quería volver, pero extendió su contrato con el PSG (RAC1)
Los aficionados del Arsenal: Querían regalarles algo bueno. Lamento que no hayamos podido
El Atlético no perdió en el Camp Nou. La lesión de Busquets es el punto de inflexión del partido (¿y la carrera de Campeones?)
Verratti se lesionó los ligamentos de la rodilla en el entrenamiento del PSG. La participación en la Eurocopa aún está en duda
El contrato de Neymar en una sola imagen. Mbappé quiere lo mismo
El Manchester United quisiera fichar en verano a Bellingham, no a Sancho. Borussia no va a vender Jude