Spain

«Tenemos derecho a vivir en el centro»

Para el arquitecto cartagenero Andrés Perales (32 años) no hay nada más respetuoso con la naturaleza que vivir en las ciudades: se puede prescindir del coche y además se evita la construcción en terrenos de la periferia que son más útiles como espacios libres o zonas verdes. La urbanización en diseminado, que impusieron las burbujas del ladrillo, no entra en su código profesional; por eso ha lanzado Designable, una empresa que diseña y promueve viviendas sostenibles, a medida de los caprichos de cada cliente y a un precio «justo, incluso por debajo del valor de mercado», asegura. Y, esto es innegociable, siempre en el centro urbano.

Designable, concebida como una 'start-up' por Andrés Perales y su socio, el valenciano Pablo Bertolín (32 años también), tiene su sede en Valencia, donde ambos estudiaron la carrera, aunque en los próximos años planean extenderse a siete capitales españolas, entre ellas Murcia, en cuyo meollo podrían edificarse o rehabilitarse hasta 5.000 pisos de 100 m2, según un estudio de mercado propio. El año que viene quieren levantar uno de sus edificios 'verdes' en Madrid o Barcelona.

«Lo que nosotros hacemos no se ha hecho antes», asegura Perales. Su empresa se parece más a una gestora de cooperativas que a un despacho de arquitectura: localizan solares o edificios para restaurar mientras reciben demandas de clientes que quieren vivir en el centro. Cuando encajan las futuras viviendas con sus posibles inquilinos, les ayudan a constituirse en sociedad limitada, facilitan la financiación mediante entidades con las que ya tiene preacuerdos y finalmente diseñan los pisos a capricho de cada propietario y se encargan de la construcción y los papeleos.

Siempre a precio cerrado y con criterios de sostenibilidad ambiental certificada: control de emisiones de CO2, materiales reciclables y autosuficiencia energética mediante tres fuentes de energías renovables –aerotermia, geotermia y solar–.

Pablo Bertolín y Andrés Perales.
Pablo Bertolín y Andrés Perales. / DESIGNABLE

Sus pisos cuestan desde 130.000 y 140.000 euros –los más baratos, de dos habitaciones y 85m2– y destacan por su «gran confort térmico y acústico» y la «eficiencia de la distribución, porque se personalizan al gusto de cada cliente. Si quiere una habitación insonorizada para tocar el piano, se la hacemos», asegura Perales.

«Todos tenemos derecho a vivir en el centro y a abandonar la dependencia del coche», explica a LA VERDAD desde su confinamiento en el piso que comparte en Valencia con su hermana: una vivienda de alquiler que no cumple precisamente con los exigentes criterios de calidad que él defiende: «Es un apartamento en el que paso frío cuando hace frío y calor cuando hace calor. Aspiro a una vivienda de Designable, pero aún no puedo permitírmela», se resigna con humor.

Ya tienen un edificio terminado y vendido, otro en construcción y tres más en proyecto para iniciarlos el año que viene. Con una lista de más de mil solicitudes solo en Valencia, su siguiente paso será quizá el de la construcción prefabricada: «Lo estamos estudiando; eso de poner un ladrillo encima de otro y esperar un mes a que fragüe el hormigón no es sostenible ni eficaz», argumenta.

Football news:

La esposa del futbolista Ucraniano Morozyuk: Mentiras que los hombres son polígamos y las mujeres no. Es la sociedad la que impone
Kylian Mbappé: Ganar la liga de Campeones con el PSG es algo especial. Las recompensas personales serán una bonificación
Lothar Matthäus: Flick es un poco como Heinkes y Hitzfeld. Sabe trabajar con las estrellas
El presidente Rennes espera que Kamavinga no se vaya en verano. El Sevilla quiere comprar al Real Madrid
Agente Musacchio: Mateo está feliz en Milán. Queremos una nueva oferta de contrato
Los atletas están indignados por la muerte del afroamericano George Floyd
El Valencia podría sustituir a Ferran torres por el Oporto De Otavio