La entidad considera que este importante evento musical nació vinculado ineludiblemente a la Semana de Pasión y no se entiende sin ella, a lo que se suman las actuales medidas restrictivas en cuanto a determinados actos dada la gravedad de la pandemia, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Finalmente, el Patronato espera y confía en que el próximo año pueda volver a celebrarse tanto la Semana Santa conquense como la SMR con todo el boato que se merece.