Spain

Siete goyas ante el oscar

EL AÑO DE BERLANGA

El presidente de la Academia, Mariano Barroso, en un discurso cabal, dio una noticia en la gala malagueña -y poco salerosa- de los Goya: la institución que preside va a declarar el 2021 como Año Berlanga. El 12 de junio de 2021 se cumplirá el primer centenario del nacimiento de Luis García Berlanga, y muy bueno será que conmemoremos con la pompa, profundidad de conocimiento y difusión de actividades que hacen al caso el aniversario de un gran cineasta. En el 2000 se cumplió el centenario del nacimiento de Luis Buñuel, pero no guardamos especiales recuerdos de aquella efeméride. Se nos presenta una ocasión de oro para hacer con un cineasta lo que venimos haciendo -y no sin lagunas y desavenencias- con otros artistas. A ver qué pasa. Y más cuando, como sugirió Barroso, el cine de Berlanga refleja y nos ayuda a comprender tantas situaciones que hoy mismo vivimos. Lo berlanguiano -¡La escopeta nacional, por ejemplo!- perdura en nuestra sociedad. Y el caos, el caos que fue el núcleo central de su cine.proporcione placer adulto.

FRENTE A 'PARASITOS'

Y hubo otra noticia, de chiripa y sobre la alfombra roja. A Pedro Almodóvar -que luego estaría feliz y emocionado con sus siete goyas, tras una gala que vivió en primera fila con comprensible y expectante tensión- se le escapó que Penélope Cruz ha sido elegida por la Academia de Hollywood para presentar el Oscar a la Mejor Película Extranjera. ¿Han elegido a Penélope para afrontar el trago de tener que entregar la estatuilla al surcoreano Bong Joon-ho? Todo es posible, pero no todo es lógico. Parásitos, gran película, es la inevitable piedra en el zapato de Dolor y gloria desde Cannes. No sabemos si las autoridades académicas están privadamente al tanto del secreto notarial de las votaciones, pero que la protagonista de la película de Almodóvar tuviera que entregar el Oscar a su gran rival rayaría en la crueldad. ¿Oscar a la vista para Pedro -¡Pedroooo!- como cuando Todo sobre mi madre? No hay forma de saberlo, pero desde el sábado parece algo más posible lo que parecía imposible.

EMOCIÓN CON BANDERAS

Almodóvar se emocionó, y mucho, con las muy sentidas, y en verdad emocionantes, palabras de agradecimiento y reconocimiento, muy íntimas y personales, que le dedicó desde su corazón infartado -hace ahora tres años- Antonio Banderas al recoger su goya. Llegaron cuando la pelea de la noche entre Dolor y gloria y Mientras dure la guerra estaba en su punto culminante. Con el premio a Banderas, la cosa estaba en un empate a cinco. Los goyas al compositor Alberto Iglesias, a la actriz de reparto Julieta Serrano, a la montadora Teresa Font -confirmada en directo como sucesora del fallecido Pepe Salcedo- y al propio Pedro por el guión original de Dolor y gloria eran muy importantes. Pero el resultado de la competencia con la película de Alejandro Amenábar estaba en el aire. Quedaban los dos premios más gordos, director y película, que supondrían, en términos corrientes, ganar o perder. Además, el equipo de El Deseo había tenido, al menos, dos reveses de los que hacen pupa. Uno, el goya para Eduard Fernández, por su histriónico Millán Astray en Mientras dure la guerra, en detrimento, según lo más previsible, de Asier Etxeandía y su monólogo en Dolor y gloria. El otro, más urticante quizás, el premio a Mauro Herce por la excelente fotografía de Lo que arde -sobre todo en interiores y en noche- en vez de al maestro José Luis Alcaine por su asombroso uso de la luz y del color -y de la nitidez- en Dolor y gloria. Y, un minuto antes de que se oyera el nombre de Banderas como ganador, y de pronto, la racha de Mientras dure la guerra en la velada y el buen trabajo de Karra Elejalde en el papel de Miguel de Unamuno ponían en vilo la noche.

'DOLOR Y GLORIA'

Y en ese instante, de tensión acumulada y de expectativa máxima, ganó Banderas, y el actor le dedicó a Almodóvar no sólo las más hermosas palabras que un intérprete puede dedicar a su director, sino las más bellas que cualquiera puede recibir de un amigo. A Almodóvar se le humedecieron los ojos, le temblaron los labios. ¿Y si ése fuera el broche final de la noche? Perder ante Parásitos, pues bueno, sea, vale, pero no ante Mientras dure la guerra. Almodóvar, antes de los Bafta y de los Oscar, necesitaba ganar el sábado en España y ganó con los goyas al mejor director y a la mejor película. A mi juicio, con todo merecimiento, pues Dolor y gloria no es sólo una gran película personal, confesional y sobre el cine y su proceso creativo, sino que llega a todos, a cualquiera que haya vivido, sepa o pueda intuir qué son una crisis íntima, la enfermedad, el sufrimiento físico y espiritual, el desvalimiento y la soledad, los zarpazos del desamor, el pinchazo del primer deseo, la perspectiva de la muerte y la añoranza y la pérdida de la madre. Así, en un punto álgido, acabó una gala plana, con muchos pesados y pesadas fuera de control al dar las gracias y añadir coletillas, con el versátil decorado y la voz de Amaia como mejores bazas. Y faltaron palabras, imágenes y personajes -una laudatio en toda regla- en el descafeinado homenaje a la ausente Pepa Flores, a una Marisol que fue un fenómeno del cine español que no se vio reflejado en el escenario. Buenafuente y Abril enseñaron el culo.

Conforme a los criterios deThe Trust Project

Saber más

Football news:

El dest llegará hoy a Barcelona. Los Blaugrana han acordado un contrato con él y pagarán al Ajax 20+5 millones de euros
Suárez se va del Barcelona al Atlético. Luis llamó a Simeone, su Unión debe ser de 6 años en el Nou Camp, 198 goles
Barcelona ha anunciado el traspaso de Suárez al Atlético
Barcelona recibirá 2 millones de euros por el traspaso de Suárez en las temporadas en que el Atlético llegue a la final de la liga de Campeones
Los novatos del Chelsea se retiraron en la Copa de la liga: Havertz hizo un Hat-trick (el primero de su carrera), Chilwell - Assist, Silva jugó una hora
El Manchester United perderá 139.39 millones de libras si la temporada de la Premier League pasa sin espectadores - la mayoría de todos en la liga
Rüdiger es el objetivo prioritario del Barcelona