Ha quedado aprobada la gestión del equipo saliente encabezado por el que ha sido secretario general de la federación desde 1991, Carlos Duque.

Alguacil ha sido secretario de Administración de la federación, y su ejecutiva la componen 16 miembros. Entre ellos se encuentran: el secretario general saliente, Carlos Duque, como presidente; Agustín Pérez Expósito, secretario de Organización y Coordinación de ÁreaInterna; Francisco Javier Mota Plaza, secretario de Administración, Recursos y Coordinación de Área Externa; Carmen Colchón, secretaria de Comunicación, Acción Sindical y Elecciones Sindicales.

Antonio Hervás, secretario de Salud Laboral y Medio Ambiente; Marta Gil, secretaria de Formación, Políticas Sociales e Igualdad y Jesús Laín, secretario de Política Autonómica.

Alguacil se plantea, entre otros objetivos, “velar por aquellos trabajadores” que se ven amenazados por ERES en este contexto de crisis generada por el coronavirus.

Ha trasladado su deseo de continuar con el trabajo iniciado por parte del anterior equipo, manteniendo el empleo de calidad en el sector y reforzando el camino de la industrialización en la región.

De este modo, ha expresado la importancia del sector industrial castellanomanchego, con cerca de 15.000 afiliados en la federación, en sectores como el aeroespacial o en aquellas empresas que son subcontratas de grandes empresas multinacionales, del sector servicios, de la logística o el mantenimiento.

“C-LM DEBE ELEGIR BIEN”

Por su parte, el secretario general de UGT-FICA a nivel estatal, Pedro Hojas, ha pedido a la región que aproveche los fondos de la Unión Europea para sacar el máximo rendimiento a los proyectos industriales.

“Castilla-La Mancha debe elegir bien con los fondos europeos que se elijan, deben tirar de la economía de la región. Donde hay industria se fija población, es una oportunidad en la que no podemos fallar, hay comunidades en las que ya están bastante avanzados”, ha afirmado.

Ha señalado que “el despido” no es una solución, y que las empresas que se están planteando convertir los ERTES en ERE deben esperar y buscar fórmulas para mantener los empleos, así como aprovechar el marco jurídico español para encontrar alguna alternativa.

Asimismo, ha rechazado la confrontación política, lo que impide que se puedan materializar estos acuerdos. De su parte, ha expresado que el secretario regional saliente de UGT-FICA, Carlos Duque, “lo da dado todo por la organización”.

Por su parte, Duque ha señalado que —tras ocupar el cargo desde el año 91— da “un paso al lado” porque ha llegado su momento. “Dejo un buen equipo, esto es lo mejor que podía hacer”.

En este punto, ha mencionado que “el orgullo de un profesor es que el alumno le supere”, una afirmación que ha utilizado para transmitir a su sucesor de que así será.

Duque ha transmitido su apoyo a los trabajadores de primera línea del sector industrial —suministro de agua, luz— porque han sido los “olvidados” en estos meses.

De su lado, el presidente de la Diputación de Toledo, Álvaro Gutiérrez, ha querido reconocer la labor de Carlos Duque al frente de la organización regional por espacio de casi 30 años, una responsabilidad que abandona en el día de hoy, en un relevo que el presidente ha calificado de “ordenado para que Raúl Alguacil asuma las riendas de la organización en Castilla-La Mancha, avalado por sus ganas, juventud y experiencia”.

Según Álvaro Gutiérrez, “nos conviene defender juntos acertadas políticas industriales y la implementación de políticas públicas que tienen el objetivo de dinamizar el crecimiento industrial que conduzca a la economía a un cambio de su estructura productiva y a mayores tasas de crecimiento a largo plazo”.

Asimismo, ha asistido a este congreso el concejal de Empleo y Promoción Económica del Ayuntamiento de Toledo, Francisco Rueda.