En rueda de prensa ha avanzado que el PP propone, con carácter extraordinario y temporal, flexibilizar aún más la posibilidad de ampliar las terrazas en la vía pública como medida para activar el sector, permitiendo transitoriamente una mayor ocupación, siendo autorizaciones que se otorguen con carácter temporal y dejando de tener efecto cuando se ponga fin a las medidas de contención en el ámbito de las actividades de hostelería.

También consideran necesario, según Asenjo, “estudiar la posibilidad de instalar nuevas terrazas en calles peatonales, incluso valorando la posibilidad de cortar el tráfico de determinadas calles para su ocupación con terrazas, previo informe de la Policía Local y los técnicos municipales”.

Además, se propondrá en el pleno varias líneas de ayudas: una para cubrir parcialmente las terrazas con paravientos o mamparas de protección; otra para que los establecimientos puedan instalar climatización exterior en sus terrazas y otra a fin de que puedan adquirir geles, termómetros, mascarillas, esterillas desinfectantes, así como otros elementos de protección sanitaria necesarios, ha informado el PP en nota de prensa.

“DIFÍCIL CAMPAÑA INVERNAL”

Debido a la situación en la que se encuentra la hostelería en Guadalajara, que va a tener que afrontar una campaña invernal con incertidumbre y preocupación sobre la evolución de su actividad económica, teniendo en cuenta que además a lo largo de 2020 se han visto en la obligación de cerrar durante casi dos meses, y que los resultados obtenidos en la campaña estival no han sido muy boyantes, “es necesario buscar soluciones para afrontar la campaña invernal de la mejor manera posible”, ha dicho la concejal del Grupo Popular que ha estado acompañada por el concejal Armengol Engonga.

A esto se unen, tal y como ha destacado Asenjo, las estimaciones de la patronal de la hostelería con una previsión de destrucción de 400.000 empleos durante 2020, bajando la facturación un 40% en relación con el año anterior.

Todas estas medidas han sido trasladadas al sector de la hostelería de la ciudad a través de los representantes de la Federación con quienes también se trató la propuesta del Grupo Popular para flexibilizar licencias a fin de que los locales de ocio nocturno que lo soliciten puedan cambiar su licencia de actividad a cafeterías mediante una declaración responsable con carácter temporal, conservando a futuro sus permisos originales como lugares de ocios; así como la realización de campañas informativas de ‘Hostelería Segura’ en la ciudad de Guadalajara.

Asenjo se ha referido a las terrazas como “el único espacio que ha estado funcionando desde que la hostelería abrió sus puertas tras el confinamiento decretado durante el estado de alarma, por lo que se hace necesario adaptar las terrazas a fin de poder continuar usando estos espacios durante el invierno, como medida para salvar la hostelería en nuestra ciudad”.

Y aquí el Ayuntamiento “debe ponérselo lo más fácil posible dentro de las tremendas dificultades que somos conscientes que están atravesando”. Así, la concejal también considera que las ayudas puestas en marcha hasta el momento por el Ayuntamiento “aunque fundamentales para mitigar el impacto de la crisis, son insuficientes porque no solucionan el problema de la viabilidad de los negocios”, por ello “son necesarias ayudas que vayan más allá destinadas a conseguir que los guadalajareños consuman en los establecimientos en las mejores condiciones posibles de seguridad” como las que propondrá el viernes en pleno el Grupo Popular.