Spain

No es una final, pero es lo más parecido a ella en febrero

Aunque a Manuel no le guste llamar finales a partidos de febrero, lo de esta tarde en el Francisco de la Hera entre Extremadura y Mirandés (18.15 horas), es muy parecido a una final. Al menos, para los azulgranas, angustiados deportivamente en la tabla, con riesgo de cortarse en puestos de descenso y con una tensión en el apartado institucional cuyo único antídoto para suavizarla son los buenos resultados. El partido es clave para el rumbo del Extremadura, obligado a hacerse fuerte en casa para optar a mínimas opciones de permanencia.

El Extremadura necesita un buen partido hoy ante el Mirandés que refuerce tanto sus puntos como su moral. El equipo no termina de alcanzar regularidad y alterna buenos partidos con otros más grisáceos. «Tenemos que pensar en ganar. Solo en ganar», recalcaba Manuel durante la semana.

El técnico gallego tiene decidido su puzzle para el partido de esta tarde ante las ausencias importantes de Zarfino, Lomotey y Ale Díez. Con respecto al lateral, Manuel se decantará por Víctor Pastrana, al que utilizará por primera vez en el lateral izquierdo. El jugador alcarreño ha sido el centro de atención en las últimas horas por el insistente interés del Barça B por hacerse con sus servicios para cubrir una baja de larga duración. Todo hace indicar que podrá jugar hoy, aunque si el club catalán insiste, no se descarta que le impida jugar para riesgo de lesión. Si juega, lo hará en el lateral izquierdo pasando Bastos al derecho. Si no lo hace, Bastos continuaría en la izquierda y el canterano Samuel Manchón jugaría en el lateral derecho.

Para el centro del campo, Manuel cuenta con más variantes, aunque unirá la veteranía de David Rocha con el descaro y la juventud de Cristian, llamado a ser un hombre importante hoy. Arriba, Pinchi y Alex Alegría seguirán como referencias, ya que Kike Márquez sigue entre algodones y, aunque estará seguramente en la lista, no será titular.

Expextación / La afición anda expectante por ver la respuesta del equipo. El varapalo sufrido ante el Tenerife y el carrusel de episodios del apartado extradeportivo les ha dejado gélidos en un tramo decisivo de la temporada. Las peñas se intentan animar aferrándose a la fe azulgrana de siempre, pero todo está abocado a que el Extremadura pueda dar un paso adelante en el verde y lograr los tres puntos.

Enfrente tendrá a un equipo que le ‘bailó’ literalmente en el partido de la primera vuelta en Anduva (2-0) y le ganó en su única visita a Almendralejo en la fase de ascenso a Segunda (0-1), aunque luego curiosamente fue eliminado por los azulgranas. Las finales han empezado. Y aunque Manuel no quiera, él también lo sabe.