“Impulsamos la Ley de cadena alimentaria cumpliendo nuestro compromiso con el sector”, afirmó este viernes el portavoz de Agricultura, Manuel González Ramos, destacando que la tramitación de esta norma que contempla la transposición de la directiva europea sobre prácticas comerciales desleales, avanza en su tramitación al cerrarse ya esta semana el plazo de presentación de enmiendas, y pasar ahora a la fase de elaboración de un informe con el texto inicial y enmiendas, para constituir la ponencia.

El proyecto de ley se aprobó en noviembre, y tras llegar al Congreso para su tramitación en el Congreso, en enero, a instancias del Grupo Parlamentario Socialista, se habilitó el mes de enero para convocar sesiones extraordinarias de la Comisión de Agricultura, Pesca y Alimentación, para celebrar en jornadas de mañana y tarde una intensa semana con ronda de cerca de 30 comparecencias acordadas por unanimidad en relación con la reforma del Gobierno de la Ley de Cadena Alimentaria, con representantes del Gobierno, y de todo el sector, asociaciones y cooperativas agrarias, y patronales de la producción y distribución.

El responsable socialista de Agricultura y diputado por Albacete explica que no hay ninguna enmienda a la totalidad presentada, por lo que tras finalizar el miércoles el plazo de presentación de enmiendas al articulado al Proyecto de Ley por la que se modifica la Ley 12/2013, de 2 de agosto, de medidas para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria, los ponentes trabajarán ahora para que “cuanto antes” se pueda celebrar la Ponencia.

El Grupo Socialista mantiene su compromiso de trabajo para avanzar hacia la aprobación de una norma que trata de dar soluciones al desequilibrio de costes que sufre el sector, y que contempla, entre otras cuestiones, la prohibición de la venta a pérdidas, por debajo de los costes de producción. González Ramos ha reiterado el respaldo socialista al sector agrario, e insiste en la “urgente necesidad” de atender ciertos desequilibrios en la formación de los precios.

Para el portavoz de Agricultura, esta reforma de la Ley de cadena alimentaria pone de manifiesto el compromiso de Gobierno, Partido y Grupo Socialista con el sector agrario”. “Defendemos al eslabón más débil, al agricultor pequeño, y buscamos el máximo consenso, para que leyes como la que estamos tramitando, sean una realidad cuanto antes y funcionen, dando respuestas a las demandas del sector y a las organizaciones agrarias”.

Relanzar el Observatorio de la Cadena Alimentaria

En la Comisión de Agricultura, Pesca y Alimentación, se están debatiendo también iniciativas socialistas en relación a la cadena alimentaria, como la proposición no de ley para relanzar el Observatorio de la Cadena Alimentaria aprobada en la sesión celebrada esta semana.

El portavoz adjunto de Agricultura, el diputado por Teruel Herminio Sancho, defendió la iniciativa sobre este órgano colegiado creado para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria, resolver los desequilibrios y lograr precios justos para los agricultores y ganaderos.

“Contribuir a la transparencia del mercado es el objetivo”, explicó Sancho, recordando que “el seguimiento de la evolución de la cadena respecto a años anteriores nos permite valorar la formación de precios en su conjunto, favoreciendo la eficiencia del proceso de comercialización para la equidad en todos los eslabones de la cadena”.

“Siempre afrontaremos las cosas para intentar cambiar y mejorar, y siempre cumpliremos los compromisos con el sector primario con los agricultores y ganaderos, para que la cadena alimentaria sea más equitativa y más justa para todos los eslabones”, dijo en su intervención en la Comisión.