Spain

La sevillana Ghenova diseñará el nuevo buque oceánico de la Guardia Civil

La Guardia Civil ha adjudicado a la multinacional de ingeniería de origen sevillano Ghenova el diseño conceptual de la nueva patrullera oceánica del servicio marítimo del instituto armado, según ha publicado la plataforma de contratación del sector público.

La formalización del contrato a Ghenova Ingeniería, la empresa que preside Carlos Alejo y de la que es consejero delegado Francisco Cuervas, se publicó el pasado día 20, y se firmó por ambas partes dos días antes. La empresa con sede en Sevilla se adjudica el trabajo por un importe de 190.575 euros. La construcción del buque por parte del Ministerio del Interior está cofinanciada, dentro del programa de Fondos de Seguridad Interior de la Unión Europea.

El encargo, para el que tiene un plazo de entrega de 200 días desde la firma del contrato, consiste en la contratación de servicios de ingeniería para la elaboración del proyecto conceptual de construcción de un nuevo buque oceánico para la Guardia Civil. El objetivo es que el trabajo de Ghenova sirva como documento de licitación (pliego de prescripciones técnicas) para que un astillero pueda construirlo después.

En concreto, la Guardia Civil ha encargado diseño de un buque de unos 85 metros de eslora, con capacidad de navegación en todo tipo de mares y condiciones meteorológicas adversas, para que pueda destinarse a las tareas de la Benemérita de patrullaje en tanto en aguas nacionales como internacionales, a la represión del contrabando, control de la inmigración ilegal y a la vigilancia del cumplimiento de las leyes nacionales e internacionales en el mar.   También está previsto que el nuevo buque esté habilitado para ser utilizado en servicios de salvamento, lucha contra la contaminación y ayuda humanitaria, por lo que dispondrá de espacios adecuados para estos fines.

La contratación del diseño conceptual del buque a Ghenova es un espaldarazo a la compañía sevillana, que es líder en ingeniería naval, dado que creará desde cero el nuevo buque, de acuerdo a los criterios que marcará el Servicio Marítimo de la Guardia Civil, lo que le sitúa como referente.

Precisamente, Francisco Cuervas, CEO de Ghenova, reconoció la importancia de este contrato, no ya por las horas de ingeniería que representará sino por ese papel de diseño conceptual.

De cara a la futura construcción, explicó Cuervas, Ghenova podrá seguir optando a participar en este proyecto, bien como contratista de ingeniería del astillero que ejecute la embarcación, bien ejerciendo la asesoría técnica a la Guardia Civil como armadora del nuevo buque.