Spain

La polémica por las vacunas pone en el disparadero a toda la cúpula de Salud

La renuncia forzada del consejero de Salud, Manuel Villegas, no pone fin a la crisis abierta en este departamento, ni mucho menos. La polémica por la campaña de vacunación frente a la Covid ha abrasado a todos los directores generales, tanto de la Consejería como del Servicio Murciano de Salud. Para empezar, porque todos o casi todos se vacunaron, incluido aquellos que por sus competencias no acuden nunca o solo de forma excepcional a centros asistenciales. Salud alimenta además la rumorología, al negarse a aclarar quiénes recibieron la primera dosis y cuándo, aduciendo que es información personal y confidencial.

Pero este no es el único motivo. La responsabilidad por la controvertida gestión de la campaña de vacunación salpica a muchos: desde el director general de Salud Pública, José Carlos Vicente, al director gerente del Servicio Murciano de Salud (SMS), Asensio López. El proceso ha estado marcado por la falta de criterios claros y se ha convertido en un coladero de altos cargos, dirigentes sindicales, presidentes de colegios profesionales y funcionarios que no cumplían los requisitos establecidos en el protocolo del Ministerio.

En Salud y en el SMS son conscientes de que el impacto de la crisis ha sido «brutal», y de puertas para adentro hay más autocrítica de la que se transmite, explica uno de los directivos. Si alguien ha quedado en el disparadero es Asensio López, no solo por sus responsabilidades en la campaña de vacunación, sino sobre todo porque su presencia en la Administración regional siempre ha estado ligada a la del ya exconsejero. Tras las últimas elecciones autonómicas, Villegas puso como condición ineludible, para continuar en la Consejería, que Asensio López lo acompañase en el SMS.

Por eso, muchos dieron por hecho que una dimisión llevaría a la renuncia o cese del otro. Sin embargo, Asensio López trasladó ayer a los equipos directivos de las áreas de salud su intención de no dimitir, al entender que su salida dejaría al sistema sanitario completamente descabezado, lo que podría tener graves consecuencias en la gestión de la pandemia. Los hospitales están ya desbordados, con las UCI por encima del 100% de ocupación. La situación es más crítica que nunca. Por ello, la cúpula del SMS cree que no es momento de irse, sino de afrontar lo más duro de la tercera oleada para después, cuando haya pasado la tormenta, «rendir las cuentas que sean necesarias», señala una fuente de este entorno.

La decisión, del presidente

La última palabra, en todo caso, la tiene el presidente de la Comunidad, Fernando López Miras. Pero hacer tabla rasa en un momento como este sería considerado por muchos profesionales y por algunos sindicatos una locura. «No es el momento de cambiar a Asensio López; su gestión de la pandemia ha sido buena. Si ha habido un gerente que se ha pateado los centros sanitarios es él. A Yecla, donde yo estoy, puede haber venido 30 veces a interesarse por la situación, que es muy complicada», subraya Javier Lanza, secretario general de la Federación de Sanidad de CC OO. Las incógnitas se resolverán pronto.

Denuncian que no se respetó el orden de prioridad en hospitales

El Sindicato de Profesionales de la Sanidad (SPS) discrepa de quienes defienden la continuidad del director gerente. «Debe irse, como Villegas, porque es también responsable de lo sucedido», advierte Antonio Martínez, secretario general de esta organización. El SPS defiende la vacunación del personal de la sede del Servicio Murciano de Salud, en Habitamia, pero considera un claro incumplimiento de los protocolos la inmunización del exconsejero y de otros altos cargos en la Consejería. El sindicato denuncia, además, que en algunos hospitales no se respetó el orden de prioridad establecido por el Ministerio. En primer lugar debía recibir las dosis el personal de primera línea y, después, el resto. Sin embargo, algunos gerentes «se vacunaron antes» que profesionales prioritarios, asegura Antonio Martínez.

Football news:

Ole-Gunnar sulscher: Manchester United no recibe un penalti después de que un mes about dos hizo ruido al respecto. El entrenador del Manchester United, Ole-Gunnar sulscher, no estaba contento porque el árbitro principal Stuart Ettwell, tras consultar con el VAR, decidió no penalizar a los londinenses en la primera mitad después de que el balón cayera en la mano de kallum Hudson-Odoi
Klopp sobre 2-0 con Sheffield: muchos descartaron al Liverpool. Tenemos que ganar, sin eso, no entrar en la liga de Campeones
El Milan marcó el penalti número 15 esta temporada de la Serie A, la mayor cantidad en la liga. El centrocampista Franck Kessieh se impuso por 7ª vez en la temporada
Liverpool anotó el 7000-th gol en la primera división de Inglaterra-sólo el Everton más
El equipo Ole-Gunnar sulscher no ha ganado ninguno de los 7 partidos de esta temporada de la Premier League (Manchester City, Arsenal, Liverpool, Chelsea y Tottenham): derrota 1-6, derrota y empate con el Arsenal de Chelsea, empate sin goles con el Manchester City y Liverpool
El espectáculo sobre la mano de Hudson-Odoi: Maguire dijo que los árbitros recibieron un penalti. El Defensa del Manchester United, Luke Shaw, habló sobre el episodio de la primera mitad del partido contra el Chelsea el Árbitro principal Stuart Ettwell, después de consultar con el VAR, decidió no imponer un penalti a los londinenses después de que el balón cayera en la mano del jugador Cullum Hudson-Odoi
Jota se pierde el partido con Sheffield debido a una enfermedad, Alisson - debido a la muerte de su padre