logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

La licitación de la reforma de la plaza de toros de La Línea queda desierta

La licitación de las obras de reforma de la plaza de toros de La Línea para convertirla en el centro multiusos El Arenal ha quedado desierta. Al concurso abierto por el Ayuntamiento solo se presentó una empresa, que no ha logrado acreditar la solvencia técnica sobre la experiencia del arquitecto en redacción de proyectos de obras y por el importe económico previsto en el pliego, un total de , IVA incluido. La intención del nuevo equipo de gobierno es modificar el pliego para hacerlo más atractivo con la intención de que concurran más empresas. El hecho de que la actuación es sobre un Bien de Interés Cultural, la plaza de toros, hizo que los responsables municipales redactaran un contrato muy exigente.

El inicio de la licitación de las obras tuvo polémica porque el mismo día que se anunció el inicio del concurso para remodelar las plaza de toros, el pasado 7 de febrero, el Ayuntamiento recibió un escrito desde la Dirección General de Cooperación Autonómica y Local del Ministerio de Política Territorial y Función Pública que solicitaba un informe aclarando si las obras, financiadas al 80% con Fondos Europeos de Desarrollo Regional (Feder), respetan la normativa de un elemento protegido como la plaza de toros.

Por este motivo, el Ayuntamiento decidió anular el concurso hasta emitir este informe y volvió a sacar la licitación en marzo. Para sacar este concurso, se solicitó un informe a la delegación territorial de Cultura, que autorizó las obras de reforma al considerar que la propuesta “es compatible con la preservación de los valores originales del BIC”.

Tras ese paréntesis, la licitación incluyó informes de la Oficina de Supervisión, interventor, uno jurídico de Urbanismo, otro de contratación conjunta, del secretario general y de viabilidad urbanística, todos ellos favorables, que desembocaron en un decreto de Alcaldía con la aprobación del proyecto y de los pliegos para retrotraer el concurso al momento de la aprobación del expediente.

El nuevo equipo de gobierno trabajará para poder aprobar el nuevo pliego lo antes posible, ya que los trámites se han ido dilatando desde mayo de 2018 por los trámites que tuvo que autorizar la delegación de Cultura de la Junta de Andalucía.

La inversión será de 2,4 millones de euros, de los cuales el 80% está financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) dentro de la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (DUSI). El Consistorio correrá con el 20% restante del gasto. Una vez que se adjudique el contrato, la empresa que se haga con la licitación tendrá cuatro meses para elaborar el proyecto y 18 meses para ejecutar la obra.

El objeto del contrato es convertir la plaza de todos en el centro multiusos El Arenal, para que sea un referente cultural, artístico y deportivo, aunque también seguirán acogiendo corridas de toros en Feria. Además, la intención es que sea el motor para revitalizar todo el entorno.

La parte constructiva consistirá en la consolidación de un cuarto de la plaza con un anillo metálico perimetral. En 2009 se realizaron unas obras para consolidar la estructura y resolver la presencia de humedades, pero solo se ejecutaron al 77%. Ahora se terminará al completo. Además, se llevará a cabo la reposición a su estado original del graderío, en el que volverá a verse la piedra caliza de los asientos, y la reconstrucción de la segunda andanada de gradas, que contará con una cubierta a dos aguas terminada en tejas. Este elemento fue demolido en los años 70 por su mal estado y le restó una capacidad para 2.000 personas. El coso también tendrá nueve escaleras de nueva construcción, dos ascensores, nuevos aseos y se reformarán la enfermería y el quirófano para cumplir la normativa vigente.

El proyecto contempla la instalación de nuevos burladeros, ya que los originales no se conservan y no existe documentación gráfica de su estado original. Se propone, además, la recuperación de los huecos cegados en la fachada y el acceso desde el exterior al corral de toriles.

Themes
ICO