Spain

“La hipocresía de Diego en el anuncio antidrogas es la nuestra babeando con el gol de ‘la mano de Dios’”

Bien mirado, la pifia tuvo su gracia: Diego Maradona peloteando en 1984 en la playa de Castelldefels con unos chavales a los que dice, muy formal, en un anuncio de la campaña de la Generalitat: “Si te ofrecen drogas di, simplemente, no”. O, junto a Jordi Pujol en Palau, soltando a la prensa: “Acepté de inmediato (rodar el anuncio) porque me dan mucha lástima esos chicos ­drogados”.

Pese a las apariencias y el spot –un mal día lo tiene cualquiera–, Maradona nunca pareció un tipo hipócrita. Al contrario. Ya se drogaba en la Barcelona macarra, noctámbula y parrandera de los años ochenta, siempre con malas compañías, pero debió considerar un deber apartar del vicio a los muchachos que nunca dispondrían de las segundas, terceras y cuartas oportunidades de las que él gozaría.

La hipocresía de Diego en el anuncio antidrogas es la nuestra babeando con el gol de “la mano de Dios”

Se ha ido Diego Armando Maradona y uno se pregunta quién fue, más allá del futbolista. ¿El
caos? ¿El eterno adolescente? ¿Un gran o un pequeño hombre?

Por suerte para todos, Maradona son algunos instantes de felicidad suprema con tanta o más hipocresía que la suya en el del anuncio de autos. Si el árbitro o el VAR hubiesen anulado aquel gol ilegal contra Inglaterra en cuartos de final del Mundial’86, se habría hecho justicia. Como es sabido, Maradona remató con el puño izquierdo ante un arquetipo de honradez (o la sosería del puesto), el guardameta Peter Shilton.

Yo soy de los que antepongo la grandeza de aquel gol a la justicia universal porque si algo permite el fútbol es ser así de arbitrarios. Y responder al salir del vestuario, con media prensa mundial expectante, que “fue la mano de Dios” es una de las frases más geniales y memorables de la historia del deporte. El siguiente instante fue su segundo gol, que es al individuo lo que el cuarto gol de Brasil en la final de 1970 a la sociedad. Maradona regatea a seis rivales y cuando ya se vence, algo barrilero, la mete con la zurda. Fin de la historia.

Solo a un pueblo como el argentino, mitad italiano, mitad español, se le podía haber ocurrido atacar las Malvinas así como así, conduciendo de paso a la muchachada al matadero. “Sabíamos que a muchos argentinos los habían matado allá como pajaritos”, recordaba Maradona del ambiente en la albiceleste previo al duelo contra Inglaterra. De nuevo, la arbitrariedad: todos pensamos que era una revancha divina.

Ejemplo de nada fuera del campo, ángel en la cancha, siempre fue complicado ajustarle cuentas a un tipo capaz de amasar una fortuna y parecer el eterno desclasado.

Football news:

Nagelsmann sobre el Interés del Real Madrid: no es lo peor que se puede Leer, definitivamente. Pero los medios de comunicación no siempre tienen razón
El centrocampista Eden azar anotó y dio el pase de gol en la liga por primera vez desde octubre de 2019
Ronald Koeman: Griezmann juega bien en los últimos partidos. Pero necesitamos goles de otros jugadores
Zlatan Ibrahimovic: la Victoria del Milan en la primera ronda no cuesta nada. Hay que recuperarse
Alan Shearer: Foden se parece a gascoin. Pep fue paciente y cosechó los beneficios
Simeone sobre la transición de Suárez: en una conversación telefónica sintió pasión, energía. Los veo en el campo
Guardiola de 3-1 con el Cheltenham: No se desanimó ni siquiera con el 0-1. El City tuvo momentos claros desde los primeros minutos