Spain

Juzgado por cortarle el pene a su compañero de piso por 200 euros

Fuera la fecha elegida aposta o no, lo cierto es que decidió desprenderse del pene el 8 de marzo de 2019, el Día de la Mujer. Sobre las 19.15 horas varios transeúntes se cruzaron con un joven alto y pelirrojo que sangraba abundantemente por la entrepierna y se acercaba al cajero que hay en la confluencia del Paseo de la Gran Vía con la Avenida Francisco de Goya, en la ciudad de Zaragoza. Alertada la Policía Local, los dos agentes que se personaron en el lugar no daban crédito. El sujeto, que r

espondía al nombre de Andrew B., ciudadano británico, de 35 años hoy, acababa de sufrir una amputación completa del pene. Mientras era trasladado de urgencia al hospital

Miguel Servet

, los policías siguieron el rastro de la sangre hasta un edificio de la calle Calatayud, apenas a 100 metros del cajero. En uno de sus pisos residía el herido, quien se había instalado en Zaragoza en 2014 y trabajaba dando clases de inglés en una academia. Compartía vivienda con otras cuatro personas, entre ellas un rapero aficionado, Aarón Jonás B. L., de 31 años. Fue éste quien atendió a los agentes. Les entregó el pene seccionado, que estaba metido en una bolsa de basura, y el miembro fue trasladado urgentemente al hospital. La operación para reimplantárselo a Andrew fue un éxito. El suceso ya de por sí insólito podría haber quedado ahí, pero el resultado de la investigación policial lo convertiría en aún más singular. Se concluyó que fue Aarón, el compañero de piso, quien le cortó el pene a Andrew, por petición de éste y a cambio de 200 euros. Este lunes 1 de marzo comienza en la

Audiencia Provincial de Zaragoza

el juicio contra el rapero, acusado de un delito de lesiones. Según las conclusiones provisionales de la Fiscalía, que pide para él una pena de cuatro años y medio de prisión, la amputación fue consentida, lo que no le eximiría del delito.

Subir el vídeo a internet

Andrew, dice el escrito, padecía una disforia de género y había manifestado en sus redes sociales su intención de cortarse el pene. "En la mañana del día 8 de marzo de 2019 el citado Andrew propuso al procesado que le practicara la amputación ofreciéndole en pago 200 euros que se incrementaría hasta los 2.500 euros en función de las visualizaciones que en las redes sociales tuviera el vídeo que se proponían grabar sobre el hecho, aceptando el procesado dicha proposición", sostiene la

Fiscalía

. «Ya en la tarde de ese mismo día 8 de marzo, poco antes de las 19.15 horas, hallándose ambos, procesado y víctima, en la habitación ocupada por el primero, Andrew se anudó el pene por su base con la cuerda del pantalón del pijama para evitar una hemorragia, mientras el procesado, que se encontraba sentado en una silla colocada frente a aquel, le seccionó el pene con un cuchillo de cocina de unos 30 centímetros de hoja -no localizado por haberse desprendido del mismo el procesado-», continúa. Con este relato arrancará un juicio en el que la clave estará en si el tribunal encuentra probado o no que Aarón fue el autor de la castración. Él lo niega y sostiene que Andrew se autolesionó. Y no sería de extrañar que el profesor de inglés secunde esta versión durante su declaración como testigo, prevista para este lunes, ya que no ha querido presentarse como acusación particular y tampoco solicita indemnización alguna.

¿Lesión inducida?

"Mi cliente no participó. Lo ha mantenido siempre y, además, la propia víctima en alguna de sus declaraciones dijo que había sido él, que sí que había ofrecido dinero para quien lo grabase amputándose el miembro, pero que lo hizo él", dice el abogado

José Luis Melguizo

, encargado de la defensa de Aarón Jonás, para quien pedirá la "absolución". En caso de prosperar la versión de la Fiscalía, de considerarse a Aarón el autor material, el letrado subraya que "no hubo pérdida" -"el miembro se reimplantó y funciona"- y que habría habido "concierto de voluntades, consentimiento", lo que propiciaría una "bajada importante de la pena". "Nunca hubiera imaginado que fuera a vivir esta pesadilla"; "lo tengo grabado a fuego". Con estas palabras describe a EL MUNDO el impacto de lo sucedido una de las personas que entonces compartía piso con Andrew y Aarón y que prefiere mantener el anonimato. Todos están llamados a declarar en el juicio. Este testigo describe al profesor de inglés como "correcto y extremadamente educado". "Es homosexual. Tengo entendido que tampoco quería ser mujer, sólo que no quería tener pene", dice sobre el supuesto trastorno que habría llevado a Andrew a mutilarse.

El relato de un testigo

En el momento de los hechos, relata esta persona, aparte de Aarón y Andrew sólo otro inquilino, una mujer, se encontraba en la vivienda. Encerrada en su habitación, declaró que no había escuchado nada -ni un grito de dolor- y que no supo de lo sucedido hasta que llegó la Policía. Para entonces, sostiene la Fiscalía, Aarón ya había limpiado la sangre y había ocultado el cuchillo utilizado. -¿Qué os contó Aarón sobre lo ocurrido? -preguntamos al compañero de piso. -Buscó una historia creíble en la que él no tenía nada que ver. Que había llamado Andrew a su puerta y le había soltado el pene a los pies. Nada más -responde. Tras conocer el suceso, el dueño del piso los echó a todos y no se han vuelto a ver. El propietario le había alquilado la vivienda a otra persona y ésta, sin su conocimiento, lo realquilaba por habitaciones. Aarón Jonás fue detenido el 13 de marzo de 2019 y puesto en libertad cuatro meses después en espera de juicio. Tenía antecedentes. Una condena por violencia de género en 2011, otra por maltrato familiar en 2017 y un juicio pendiente por amenazas, vejaciones, malos tratos y lesiones contra su madre y hermano. "Te voy a matar, zorra, como me denuncies te mato, esta vez estás muerta" o el lanzamiento de un martillo y unas tijeras que no llegaron a alcanzar a su madre y a su hermano figuran entre los hechos probados de la sentencia. Fue condenado a 22 meses de cárcel con el agravante de reincidencia y el atenuante de drogadicción, por lo que actualmente se encuentra preso en Barcelona. Según el compañero antes mencionado, cuando sucedieron los hechos Aarón no trabajaba y antes de entrar en el piso de la calle Calatayud había estado viviendo en la calle. Su máxima afición era rapear "Mamá, ¿qué hago aquí, si no pedí yo nacer en un mundo en que todo el mundo se quiere joder?", dice una de sus letras. "Venenos casi pican mis vías como pica una cobra por vararme y no saber desprenderme de esta puta agonía que me tiene con el alma y el corazón en la boca pudriendo mi vida con amargas rocas". Sobre Andrew, tras pasar 21 días hospitalizado, regresó a

Inglaterra

. Regresó cuatro meses después requerido por el juzgado para que los forenses valoran su estado físico. En los vídeos grabados después del suceso en los que ofrece sus servicios como profesor de inglés, se le ve sonriente, con barba y camisa, chaleco y corbata. "Soy paciente", "inteligente", "no hago las cosas deprisa", dice sobre sus mejores cualidades.

Para seguir leyendo gratis

Conforme a los criterios deThe Trust Project

Saber más

Football news:

La UEFA puede compensar a San Petersburgo por los costos de organizar partidos adicionales de la Eurocopa
Sulscher sobre la Superliga: Mala idea. No se puede dar el derecho a participar debido al nombre, es necesario ganarlo
Ahora San Petersburgo acogerá hasta 7 partidos de la Eurocopa 2020: aquí se transfirieron 3 juegos de Dublín. Los espectadores estarán en todos los escenarios del torneo
Manchester United contactó con un agente de Ronaldo sobre un posible traspaso (Nicolo Skira)
Zidane sobre los rumores sobre la exclusión del Real Madrid de la Eurocopa: Absurdo. Tenemos derecho a jugar la liga de Campeones
Sorokin sobre la transferencia de los partidos de la Euro a San Petersburgo: esto indica confianza en Rusia. Estamos convencidos de que podemos hacerlo, el campo está en buenas condiciones
La asociación de clubes europeos ayudó a ganar la Superliga. El colapso de Agnelli fue aprovechado por PSG y Bayern