Spain

Gimnasios: esfuerzo, sudor y dinero, mucho dinero

Este lunes y sobre todo, el martes por la tarde tendrá que lidiar con montones de usuarios para ejercitarse en la máquina de remo, la elíptica o para encontrar un hueco en la clase de crossfit, spinning o de yoga. Son los días en que los gimnasios están a rebosar porque hay que compensar los excesos del fin de semana para acallar la conciencia. Lo dice Tamara Hernández, directora del Club Metropolitan Eurobuilding de Madrid, un centro con 2.750 socios y donde hay lista de espera para conseguir plaza desde 2018. Y eso que sus tarifas son de 109 euros mensuales. Este centro es la muestra patente de un negocio en auge que cada vez despierta más interés por parte de los clientes, de los empresarios y de los inversores. Un negocio en crecimiento a pesar de que la menor actividad económica esté aminorando su reprise.

El ciudadano se ha convencido de que el ejercicio físico es necesario para la salud y la calidad de vida. Un argumento que no tiene vuelta atrás y que está logrando que los gimnasios se multipliquen como setas por todo el mundo. La industria del fitness facturó 94.000 millones de dólares (más de 84.000 millones de euros) en 2018, con un aumento del 8% sobre el año anterior, con 210.000 clubes funcionando y 183 millones de usuarios, según publica el diario Palco23 con datos de la organización internacional de centros deportivos IHRSA, que sitúa a España como décima potencia mundial, con una cifra de negocio superior a 2.400 millones de euros y un aumento del 11% sobre 2017. En Europa, acorde con el informe anual de EuropeActive y Deloitte, existen 61.984 complejosy 62,2 millones de usuarios que generaron 27.200 millones de euros el año pasado, con Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y España a la cabeza.

Las grandes cadenas planean inversiones millonarias para duplicar su tamaño

Datos ciertamente mareantes y que oscilan sobremanera en función de la fuente utilizada, pero que, en cualquier caso, reflejan el empuje de una industria a la que los fondos de inversión están dando alas en todo el mundo. Los motivos para fijarse en ella, explica Juan López de Novales, socio de Nazca Capital, son fundamentalmente dos: el mercado subyacente que existe en torno al concepto de lo saludable en su amplia expresión, que es un movimiento imparable, y las palancas de que disponen las cadenas de gimnasios para acelerar su crecimiento en el contexto de unas inversiones cuyo horizonte temporal es de cuatro a seis años y buscan rentabilidades anuales de entre el 20% y el 25%.

Evolución de la facturación

Fuente: BDO (Obs. Sectorial DBK de Informa).

Evolución de la facturación

Fuente: BDO (Obs. Sectorial DBK de Informa).

Evolución de la facturación

Fuente: BDO (Obs. Sectorial DBK de Informa).

Gimnasios: esfuerzo, sudor y dinero, mucho dinero

Además, en España la pe­netra­ción de los centros de fitness es inferior a la de otros países de su entorno. El 11% de los ciudadanos se ejercitan en estas instalaciones. Y, por tanto, sus perspectivas de expansión son más relevantes. En los dos últimos años, el movimiento impulsado por las firmas de private equity o capital riesgo y los family offices de las grandes fortunas estuvieron detrás de la mayoría de las 15 operaciones por las que más de 150 gimnasios cambiaron de manos y sirvieron para que un sector atomizado, en el que más de 60 compañías gestionan unos 4.000 clubes, iniciase su imparable proceso de concentración. Son los datos que aporta Pelayo Novoa, socio de la consultora BDO.

En 2019 el volumen de transacciones ha sido inferior, aunque hace apenas unos días la cadena de gimnasios low cost VivaGym, cuyo accionista mayoritario es el fondo británico Bridges Fund Management, adquiría 13 centros a Duet Fit, que también ha colgado el cartel de “se vende” de sus gimnasios en régimen de concesión administrativa Duet Sport. Además, el pasado julio, el grupo Forus se hacía con un conjunto de activos de Santagadea Sport. En el informe El mercado del fitness en España en 2020: hacia un nuevo mapa, elaborado por BDO en junio, la mitad de los operadores de centros deportivos consultados anticipaban nuevas operaciones corporativas. “La consolidación también está motivada por la presión en las tarifas que sufre el mercado, especialmente en el segmento low cost y medium”, indica el estudio.

Empresa y año

de la compra

57

31

30

14

12

8

8

7

5

2

1

1

1

1

MCH

Formentor

Portobello

Altafit

Mutua Mad. y T.

Santagadea

Holmes Places

Forus

Serviocio-Beone

Forus

Altafit

Altafit

Go Fit

Serviocio-Beone

Santagadea

Grupo Altafit

Serviocio-Beone

Supera

Ifitness

Go Fit

Método F.

Virgin Active

Instalaciones I.

Aquafit

Homsa Sport

Jump Fitness

Fitness Place

Físico

Fun4u

Aossa

2018

2018

2017

2018

2016

2017

2017

2018

2017

2017

2018

2018

2018

2016

2017

Fuente: BDO (Obs. Sectorial DBK de Informa).

Gimnasio y año

de la compra

MCH

Formentor

Portobello

Altafit

Mutua Mad. y T.

Santagadea

Holmes Places

Forus

Serviocio-Beone

Forus

Altafit

Altafit

Go Fit

Serviocio-Beone

Santagadea

Grupo Altafit

Serviocio-Beone

Supera

Ifitness

Go Fit (Ingesport)

Método Fenómeno

Virgin Active

Instalaciones Ind.

Aquafit

Homsa Sport

Jump Fitness

Fitness Place

Físico

Fun4u

Aossa

2018

2018

2017

2018

2016

2017

2017

2018

2017

2017

2018

2018

2018

2016

2017

57

31

30

14

12

8

8

7

5

2

1

1

1

1

Fuente: BDO (Observatorio Sectorial DBK de Informa).

MCH

Formentor

Portobello

Altafit

Mutua Madrileña y Torreal

Santagadea

Holmes Places

Forus

Serviocio-Beone

Forus

Altafit

Altafit

Go Fit

Serviocio-Beone

Santagadea

Grupo Altafit

Serviocio-Beone

Supera

Ifitness

Go Fit (Ingesport)

Método Fenómeno

Virgin

Instalaciones Indep.

Aquafit

Homsa Sport

Jump Fitness

Fitness Place

Físico

Fun4u

Aossa

2018

2018

2017

2018

2016

2017

2017

2018

2017

2017

2018

2018

2018

2016

2017

Fuente: BDO (Observatorio Sectorial DBK de Informa).

Gimnasios: esfuerzo, sudor y dinero, mucho dinero

El capital riesgo se ve en el sector como amigo y enemigo de los gimnasios al mismo tiempo. En opinión de Javier Pellón, consejero delegado de Metropolitan Sport Club & Spa, la empresa líder de la industria con 22 instalaciones y una facturación que superará los 80 millones de euros este año, piensa que los fondos de inversión están condicionando mucho el negocio, propiciando un crecimiento muy rápido y desordenado, que pasa factura a muchos competidores del segmento de precios medios y bajos, donde más enfocados están.

Sufren los medianos

En cambio, Alberto García Chápuli, gerente de la Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones Deportivas (FNEID), cree que la entrada de inversores está permitiendo un mayor crecimiento del sector y una mejora de las instalaciones y servicios de los gimnasios, con la incorporación de piscinas y aparcamientos, por ejemplo; aunque coincide en que el aumento de la competencia hace que los centros medianos sufran. “Los fondos están polarizando el mercado entre actores grandes y pequeños”, aprecia. “Están cambiando el sector para bien y profesionalizándolo”, apoya Gabriel Sáez, presidente del grupo Ingesport, que gestiona los establecimientos Go Fit, bajo el paraguas inversor de la familia Abelló, Torreal, y Mutua Madrileña, tras la salida de Corpfin Capital en 2016. Entre 2009 y 2016, la compañía captó 200 millones de euros para el desarrollo de nuevas instalaciones mayoritariamente en régimen de concesión. Y de aquí a 2023, dice Sáez, la intención es duplicar el tamaño del grupo (hoy cuenta con casi una veintena de centros) con una inyección de capital de 250 millones de euros. Ingesport ingresará unos 73 millones de euros en 2019. Y pretende abrir nuevos mercados en Italia, Reino Unido, Alemania y Francia.

Metropolitan tiene entre manos otro plan de expansión al que destinará 40 millones, en este caso de recursos propios, que le llevarán a superar los 100 millones de ingresos en 2020, prevé Pellón, así como a iniciar su andadura internacional. La compañía está a punto de abrir en Niza y en 2020 lo hará en Bogotá, además de en otros cuatro o seis emplazamientos nacionales. “Somos una empresa sin deuda, muy prudente, especializada en el segmento premium y que aprovechó la crisis del sector tras el aumento del IVA del 8% al 21% en 2012 para comprar centros que se pusieron a la venta. Fue cuando más crecimos. Tras las aperturas de hace cinco o seis años, nuestra facturación aumentó un 60%”, continúa el consejero delegado de la cadena.

El negocio ofrece rentabilidades muy atractivas para los fondos, del 15% al 30%

Aquel fue un momento crítico para los centros de fitness españoles, a los que el aumento impositivo venía a dar la puntilla en plena crisis. El gerente de FNEID asegura que 800 gimnasios se vieron obligados a echar el cierre y a caer en manos de sus competidores. Y sirvieron de acicate también para que los centros low cost, desarrollados a partir de la recesión, se extendieran por la geografía nacional ofreciendo salas de ejercicio por 20 euros. En ese segmento es donde se ha hecho fuerte AltaFit, que dispone de 65 centros y se propone rebasar los 80 en 2020 de la mano del fondo de capital riesgo MCH, actores ambos que no han respondido a las demandas de información para este reportaje.

Hoy los establecimientos de bajo coste se siguen expandiendo, aunque a menor ritmo, según Novoa. Y sus tarifas, como las del resto del sector, están subiendo, “pero como es un 10% sobre 20 euros, los clientes apenas lo notan”, asegura. Estos gimnasios se comercializan en el entorno de 30 euros mensuales, suelen contar con superficies superiores a los 1.000 metros cuadrados y requerir inversiones por encima de un millón para su puesta en marcha. En el caso del segmento más alto, donde se suman servicios del tipo de spas o zonas de piscina, entrenamiento personal o de networking incluidas en la cuota como en Metropolitan, según Javier Pellón, las tarifas medias se sitúan entre 70 y 80 euros, las superficies parten de los 3.000 metros cuadrados y precisan unos cinco millones de euros de inversión.

Diferentes modelos

Entre ambos modelos se sitúan los complejos concesionales (se construyen sobre un suelo público cuyo derecho de uso se prolonga por 30 o 50 años), que está ocupando el hueco de los gimnasios medios y de barrio, según García Chápuli. Sus precios, fijados por las Administraciones, rondan los 40 euros mensuales, sus dimensiones van de 6.000 a 25.000 metros cuadrados y es frecuente que incorporen piscina. Para levantarlos hace falta destinar entre 9 y 18 millones de euros, según Gabriel Sáez. Por último, los gimnasios denominados boutique, especializados en alguna disciplina deportiva concreta (crossfit, boxeo, yoga, entrenamiento personal, etcétera), requieren, como los explotados en régimen de franquicia, unos locales más pequeños, de 200 o 500 metros, inversiones próximas a los 500.000 euros, y sus tarifas medias se parecen a las de los concesionales.

La rentabilidad que se obtiene (cuando están saneados, sin deuda ni pérdidas, que son muy habituales hoy en el negocio, según los expertos) es alta. Fluctúa entre el 15% y el 30% en los centros de Metropolitan, que facturan entre 3 y 6 millones, explica Pellón. Solo con los clientes que pagan su cuota y no acuden a hacer ejercicio hacen el 20% de su caja.

Aunque los números del sector aún no han llegado a los alcanzados en 2008, antes de la crisis. Entonces se superaron los 1.000 millones de euros de facturación, según DBK, una cantidad que el año pasado se rozó y que en 2019 podría rebasarse si la ralentización del consumo no da al traste con las expectativas de la industria. En el primer semestre los ingresos crecieron un 3%, dice el socio de BDO, pero en el segundo se mantienen como en 2018. La suerte está echada.

Cómo se monta un centro 'fitness'

Madsport Academy, un centro ‘boutique’ de 1.400 metros en Madrid. 
Madsport Academy, un centro ‘boutique’ de 1.400 metros en Madrid. 

La tarea de montar un gimnasio no es fácil, sobre todo si se trata de instalaciones con más de 1.400 metros cuadrados y si quienes la afrontan lo hacen por primera vez. Porque en este negocio, además de grandes cadenas, también se prodigan los empresarios particulares. Es el caso de los siete socios que han puesto en marcha MadSport Academy en Madrid. Procedentes del deporte de alta competición, Óscar Sánchez-Silva, Guillermo Mata, Luis Saiz y Daniel Ramos se liaron la manta a la cabeza junto a Javier Pardo, Jesús Manzorro y Enrique Álvarez para abrir este centro especializado en crossfit, deportes de contacto y entrenamiento personal.

Según sus responsables, el primer paso a dar es hacer un análisis de viabilidad y un estudio de mercado para evaluar los mejores emplazamientos. Una vez decididos, hay que buscar un local adecuado; la ubicación es vital, y el tránsito de posibles usuarios, también. De hecho, en MadSport una tercera parte de los clientes han llegado tras pasar por delante de las instalaciones. Normalmente, el establecimiento suele necesitar reformas. Antes de firmar el contrato de alquiler del local, aconsejan, es conveniente acudir a la Junta Municipal de Distrito para ver si se podrá conseguir la licencia de obras o contratar a una entidad de control de licencias a fin de facilitar la tramitación. Y fichar a un arquitecto que diseñe el proyecto.

Es el momento de ponerse manos a la obra. Y prepararse para las desviaciones que suelen dispararse aún más de lo previsto, según los socios del gimnasio. Buscar los proveedores de suministros y materiales deportivos es el siguiente paso. Más importante aún, dar con el personal adecuado, que en MadSport se caracteriza por proceder de centros deportivos de alto rendimiento “porque queríamos trasladar el deporte de élite al ciudadano”, indican. A partir de ahí hay que desarrollar una campaña de marketing’ por Internet, redes sociales y el buzoneo para captar clientes. Abrir el centro y trabajar entre uno y tres años para rentabilizar el medio millón de euros invertido.

Football news:

Abidal podría ser despedido del Barça tras Setién. Él apoya al entrenador incluso después de 2:8 de Bayern
City finalmente hizo crecer una estrella por sí mismo. Pep llama a Foden el principal talento de su vida y le busca una posición óptima
Emre belezoğlu terminó su carrera a los 39 años
Barcelona ha gastado casi mil millones de euros en transferencias en 5 años. Ahí es donde se gastó el dinero
Andreas Pereira está listo para retirarse del Manchester United. El Benfica, los clubes españoles e italianos están Interesados
El candidato presidencial del Barça, Font, a 2:8 del Bayern: Humillación. No hay que prolongar la agonía, Bartomeu renuncia
Frankie de Jong: hay muchos problemas En el Barça, el partido con el Bayern lo demostró. Hay mucho que cambiar