Aunque también se encuentran algunas figuras, los motivos principales de estas composiciones son los bodegones. Mientras las medidas sanitarias lo permitan, esta muestra permanecerá en este espacio cultural de manera indefinida, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Tras presentar su primera exposición en el año 2017, en la Biblioteca Municipal ‘Lope de Vega’, José Antonio Romera vuelve a colgar sus obras en el Gran Teatro de Manzanares. Un total de 40 cuadros pintados al óleo componen esta muestra del pintor manzanareño en la que, una vez más, predomina el bodegón. Un estilo realista, caracterizado por el juego de luces y sombras, que ya es seña de identidad de Romera.

Según explica el propio autor, sus óleos nacen de composiciones cotidianas, creadas a partir de objetos “de andar por casa”; aunque también hay otras inspiradas en fotografías.

Entre ellas destaca también una réplica del cuadro ‘Los Desposorios de la Virgen’ de Murillo, que Romera ha donado a la cofradía de Nuestra Señora del Espino de Membrilla y que tras la exposición pasará a formar parte de la colección de la hermandad vecina. Una muestra que recoge toda su obra desde la última exposición.

José Antonio Romera también es autor de otros trabajos destacados como el cartel de la Semana Santa 2019 de Manzanares, un óleo que reproduce a la Virgen del Traspaso con su hijo muerto en brazos; o la obra donada a la Parroquia de Altagracia de la copia del cuadro ‘La Virgen de las Uvas’ de Mignard. El pintor manzanareño asegura que, “mientras el pulso se lo permita”, seguirá dando rienda suelta a su arte y espera poder continuar mostrando al público sus obras en las salas de nuestra localidad.