Spain

El fiscal apoya a Ortega Smith: no ve prueba para abrirle un proceso en el Supremo por una pelea

Noticias relacionadas

La Fiscalía del Tribunal Supremo se ha pronunciado en contra de que la Sala Penal abra una causa al dirigente de Vox y diputado en el Congreso Javier Ortega Smith por un presunto delito leve de lesiones. El asunto tiene su origen en una denuncia de un militante de ese partido al que el secretario general de la formación habría golpeado durante una asamblea celebrada en septiembre de 2016.

El altercado entre Ortega Smith y algunos militantes en una asamblea de Vox YouTube

El Juzgado de Instrucción número 43 de Madrid, al que correspondió investigar la denuncia, elevó al Supremo una exposición razonada en la que daba cuenta de que desde el 31 de octubre de 2016 tramita un proceso penal contra Ortega Smith y Enrique Cabanas, vicesecretario de presidencia y gerente de Vox.

La denuncia se refería a los incidentes ocurridos durante la asamblea del partido celebrada en un teatro de Madrid el 24 de septiembre de 2016, cuando unos militantes críticos con la dirección intentaron presentar una candidatura a la mesa alternativa a la oficial. Se les impidió y entonces empezaron a gritar y a protestar. La denuncia sostiene que fueron expulsados del teatro "por la fuerza" y que luego ya no se les permitió volver a entrar al acto.

Tras recibir la exposición razonada -basada en que, tras su elección como miembro del Congreso, Ortega Smith es aforado- la Sala Penal pidió la opinión de la Fiscalía.

Un dictamen firmado por el fiscal del Supremo Álvaro Redondo sostiene que la Sala no debe asumir la competencia en este asunto al no ver prueba suficiente de que Ortega Smith interviniera en la producción de las lesiones denunciadas.

El representante del Ministerio Público pide también el archivo del proceso (lo que el Supremo no podría hacer si, como pretende el fiscal, declara que no tiene competencia).

El juez de instrucción sí vio indicios contra Ortega Smith, que, por su parte, negó haber golpeado a nadie.

La exposición razonada relataba que, tras practicar diversas diligencias de investigación, "resulta acreditado que en el día en el que se celebra la asamblea del partido político Vox el 24 de septiembre de 2016 se produce un altercado en el teatro en el que tiene lugar, en el curso del cual el denunciante resulta lesionado, afirmando éste que los denunciados, entre los que se encuentra el diputado, le golpearon, causándole las lesiones que se han recogido en el oportuno informe del médico forense".

El juez añadía que "constan unidas a los autos grabaciones aportadas por los denunciantes de la asamblea, en las que se aprecia la existencia de un altercado, estando presentes en el mismo el denunciante y los denunciados", es decir, Ortega Smith y Cabanas.

El procedimiento está pendiente de la apertura de juicio oral después de que el 18 de agosto de 2017 el instructor dictase una resolución por la que transformó la actuaciones en juicio por un delito leve de lesiones. Se trata del llamado auto de transformación por el que el Juzgado dio por terminada la investigación y apreció indicios para que, en el supuesto de que se presente escrito de acusación, los imputados se sienten en el banquillo.

"En el estado actual del procedimiento, transformado en juicio de delito leve de lesiones -siendo firme la resolución que acuerda la transformación-, en el que aparece como denunciado el diputado mencionado, en íntima conexión con otra persona no aforada, no cabe posibilidad de conocimiento por este Juzgado, habida cuenta que el siguiente trámite procesal es el de la celebración del oportuno juicio oral", comunicaba el juez al Tribunal Supremo. Será ahora la Sala Penal la que decida si asume la causa o la devuelve al Juzgado.