El dictamen del Consejo de Estado sobre el decreto de fondos europeos que la oposición tachó de "demoledor" tiene como común denominador su preocupación por la "eliminación o modulación de mecanismos de control" en contratación administrativa, los convenios o las subvenciones previstas al amparo de esta norma.

    El informe no se conocía cuando el 28 de enero Congreso convalidó el decreto ley -para lo cual fue imprescindible la abstención de Vox- pero posteriormente el PP y Ciudadanos revelaron su existencia y reclamaron al Ejecutivo que lo diera a conocer, tras afirmar que su contenido era muy crítico con la norma aprobada.

    El documento, de 97 páginas y al que ha tenido acceso EFE, incorpora diversas observaciones, algunas calificadas por el máximo órgano consultivo como "esenciales", a las que el Consejo da gran relevancia al advertir que la UE desempeñará un "papel fundamental en la vigilancia de la correcta gestión y ejecución de los fondos" asignados bajo cobertura del decreto.

    Así, explica que las observaciones "con frecuencia tienen como denominador común la preocupación del Consejo de Estado ante la eliminación o modulación de mecanismos de control en materias tan sensibles como la contratación administrativa, los convenios administrativos o las subvenciones"