El Ayuntamiento de Albacete ha destinado más de 500.000 euros a afrontar los efectos inmediatos de la borrasca Filomena y estima en el entorno de los 2 millones de euros los daños que la nieve acumulada, las placas de hielo y las bajas temperaturas, han ocasionado en instalaciones municipales.

Así lo ha indicado el alcalde, Vicente Casañ, quien ha comparecido en rueda de prensa junto al vicealcalde, Emilio Sáez, y la concejala de Hacienda, María José López, para hacer una primera valoración de los daños y el esfuerzo extraordinario que ha tenido que realizar el Ayuntamiento para minimizar en la medida de lo posible el efecto de Filomena en la ciudad.

El alcalde ha confirmado que el Ayuntamiento de Albacete concurrirá a las ayudas anunciadas por el Gobierno de la nación, una vez que el Consejo de Ministros ha declarado a Castilla-La Mancha como Zona Afectada Gravemente por una Emergencia de Protección Civil.

“Aún no siendo Albacete una de las ciudades más afectadas por este temporal, tras hacer una primera evaluación de los daños sufridos, concluimos el interés por solicitar formalmente esta declaración”, ha explicado Casañ. Así, la semana pasada, el Ayuntamiento hizo saber a la Subdelegación del Gobierno su interés por que Albacete fuese declarada Zona Afectada y formalmente se cursó la pertinente solicitud el mismo día que así lo reconoció el Consejo de Ministros.

El reconocimiento de Zona Afectada Gravemente no solo abre la posibilidad de recibir ayudas que resarzan de los daños a los ayuntamientos, sino también a los particulares, desde ciudadanos a empresas, pasando por explotaciones agrarias o ganaderas, según ha recordado la concejala de Hacienda.

Maria José López ha indicado que en una primera estimación, se han calculado daños por valor de 2 millones de euros, si bien se deberán precisar más adelante. Los principales daños se han producido en cubiertas por filtraciones, por ejemplo, en el colegio Cristóbal Colón donde el problema que tenían se ha agravado; el colapso de sistemas de calefacción; la congelación de contadores y conducciones de agua; daños en fachadas; en la red de caminos y en los pavimentos por la actuación de las máquinas quitanieves y el efecto de la salmuera.

ESFUERZO DE UN DISPOSITIVO DE 400 PERSONAS

El alcalde ha hecho un relato de lo que ha supuesto la borrasca para Albacete. El Ayuntamiento activó su Plan Territorial de Emergencias Municipal (PLATEMUN) al nivel de alerta el día 5 de enero y al día siguiente lo elevó al nivel de emergencia, ante la predicción de nevadas y bajada de temperaturas, que se confirmaron con cuatro días de nevadas y temperaturas por debajo de los 14 grados. El Plan de Emergencias se bajó ayer al nivel de alerta, si bien sigue activado, dado que todavía hay parques cerrados y para mañana hay un aviso de viento. Han sido 18 los días que Albacete ha mantenido el nivel de Emergencia , que ha permitido movilizar efectivos, más de 400 personas, y recursos, que han trabajado de manera coordinada.

Esta coordinación y el trabajo previo que se hizo en la ciudad -donde el esparcido de salmuera se inició el 4 de enero-, ha contribuido a amortiguar los efectos de Filomena.

“Se ha hecho un gran esfuerzo para que Albacete no se viese bloqueada por la nieve, en nuestra ciudad no ha dejado de recogerse la basura; la ciudad ha estado transitable, con más o menos dificultades, pero al fin y al cabo transitable, nuestros sanitarios han podido ir a trabajar a los hospitales y los colegios abrieron cuando lo ordenó Educación”, ha relatado el alcalde.

Una muestra del esfuerzo realizado lo dan las dimensiones de Albacete que tiene el séptimo término municipal más grande de España; cuenta con 384 kilómetros de vías urbanas; 2,8 millones de metros cuadrados de superficie pavimentada y 9 pedanías a las que se ha atendido. La borrasca se estima dejó 700.000 metros cúbicos de nieve en las calles pavimentadas, “con esa nieve llenaríamos 207 piscinas olímpicas”, ha dicho Casañ a título comparativo.

LIMPIEZA DE NIEVE Y HIELO DE CALLES, ACERAS, TRAVESÍAS

Para mantener transitable la ciudad se han esparcido más de 541 toneladas de sal en calles, aceras y calzadas (292.700 kilos en calles y aceras; 239.370 kilos en travesías y 9,6 en parques y jardines). “Solo en sal, hemos gastado cerca de 50.000 euros”, ha señalado el alcalde, a modo de ejemplo.

El esparcido de salmuera empezó el 4 de enero y con la nieve se reorganizó el servicio de limpieza de calles, con sus 141 operarios, para poder tener equipos de retirada de nieve 24 horas al día. La prioridad fue abrir sendas de tránsito en aceras, despejar el acceso en edificios sanitarios y asistenciales y retirar nieve de las calzadas. Con la bajada de temperaturas, los equipos se transformaron en brigadas de hielo.

Operarios y maquinaria han realizado un esfuerzo titánico, en un primer momento para mantener transitable la ciudad; el lunes pasado para garantizar el acceso al polígono de Campollano; después para despejar las entradas a los 70 centros educativos de la ciudad, y a continuación para limpiar aceras e imbornales ante la previsión de lluvia.

También el servicio de Infraestructuras destinó el personal de dos de sus contratas a limpiar travesías y calles de Albacete, con 19 operarios, 6 vehículos, 2 camiones, 2 esparcidores de sal y 2 quitanieves, con un coste estimado de 50.000 euros.

ZONAS VERDES

En parques y jardines, continúan los efectos de la borrasca, pues el parque de Abelardo Sánchez, La Pulgosa y los Pinares del Júcar, continúan cerrados. Durante el temporal, además de la plantilla de 130 trabajadores, ha sido necesario reforzar el personal y la maquinaria para vigilar el estado de zonas verdes, esparcir sal y podar ramas y árboles dañados.

Los daños han sido cuantiosos: 222 árboles han sufrido daños por rotura de ramas, otros 10 árboles se han caído y en el Parque de Abelardo Sánchez habrá que apear al menos otros cuatro. El 50% de la flor de temporada que teníamos plantada se ha dañado, solo la pérdida de flor ornamental supone un daño de 36.000 euros; y 65 fuentes de agua potable se han estropeado por congelación. Solo en zonas verdes, hay una primera estimación de daños de 60.000 euros.

ATENCIÓN A LAS PERSONAS Y SEGURIDAD

El vicealcalde ha detallado el esfuerzo realizado para atender a las personas sin hogar, pues a las 60 plazas disponibles en el Centro de Atención a Personas Sin Hogar, se han añadido otras 41 plazas habilitadas en los dispositivos municipales extraordinarios del barrio Hermanos Falcó que continúan abiertos. “Estamos atendiendo a un centenar de personas, ofreciendo alojamiento, alimentación, seguridad.. un servicio que supone un coste que es necesario asumir como ciudad”, ha detallado Emilio Sáez.

Como responsable municipal del área de Seguridad Ciudadana, ha destacado el trabajo extraordinario que la Policía Local y el Servicio Contra Incendios ha tenido que afrontar durante estos días de temporal. En concreto, la Policía Local ha atendido 780 incidencias relacionadas con la borrasca Filomena, al principio eran sobre todo avisos por problemas de acumulación de nieve en las calles (221 incidencias), y después aparecieron los avisos por caídas de carámbanos y hielo en cornisas, tejados y fachadas (casi 250 de este tipo).

Un total de 74 incidencias han sido de tipo asistencial a personas sin hogar, a las que han ofrecido el servicio de albergue, o para trasladar medicamentos. Se han computado también 24 accidentes de tráfico a consecuencia del temporal, si bien ninguno ha sido de gravedad. Durante estos 18 días de Emergencia, la Policía Local ha realizado 10.657 jornadas de trabajo, de las que más de 400 han sido extraordinarias, lo que supone un coste total del servicio que ronda los 240.000 euros.

Por su parte, los bomberos del Servicio Contra Incendios han tenido más trabajo sobre todo a medida que se congelada la nieve y el hielo empezaba a ocasionar problemas. Han sido 295 las actuaciones que han acumulado desde el día 7, el grueso (238) han tenido que ver con la retirada de nieve en cornisas o tejados o con el saneamiento de fachadas que sufrían desperfectos a medida que el agua se congelaba en las grietas y ocasionaba roturas. Han sido 5.000 las horas de servicio que los Bomberos han dedicado en buena medida al temporal, servicio cuyo coste se estima en 171.000 euros.