logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

Detenidos 28 ultras del Betis y del Sevilla por una pelea multitudinaria en Sevilla Este

La Policía Nacional ha detenido a 28 ultras del Betis y del Sevilla que se enzarzaron en una multitudinaria reyerta en Sevilla Este el pasado mes de septiembre. Entre los arrestados hay miembros de los grupos Supportes Sur y Biris Norte. También ha sido imputado un joven de Madrid que pertenece a la sección ultra Suburbios Firm, del Atlético de Madrid. En la pelea, uno de los contendientes sufrió heridas graves por un arma blanca y otro la fractura de un brazo.

La investigación de la Policía comenzó al principio de la temporada, después de que aparecieran una serie de pintadas en la calle Tajo. Este es el lugar de reunión habitual de los seguidores radicales del Betis. En esas pintadas había una serie de mensajes desafiantes contra los Supporters. "Muerte SGS, ratas sin honor", decía uno de los grafitis. Unos días después, aparecieron otras pintadas similares, pero en esta ocasión en la zona de encuentro de los Biris y con amenazas contra este grupo ultra del Sevilla. En ellas podía leerse "Biris conejos" o Yonkis y Gitanos" con la firma de los Supporters.

Poco después, una patrulla de la Brigada de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional identificó a altas horas de la madrugada, y en las inmediaciones del estadio Benito Villamarín, un vehículo en el que iban cinco personas. Eran cinco aficionados radicales del Betis que llevaban en el coche 24 palos de madera de grandes dimensiones. 

A raíz de aquí, la Brigada Provincial de Información (unidad que se encarga de la investigación y el control de los grupos ultra) tuvo conocimiento de que los hinchas de ambos equipos se habían citado para organizar una pelea. La reyerta tenía incluso una serie de reglas. Combatirían 17 personas por cada bando y no se podrían utilizar armas ni objetos contundentes.

La quedada se llevó a cabo finalmente en septiembre, en un descampado próximo a Sevilla Este. La Policía Nacional disolvió la reyerta, que terminó con dos heridos, uno apuñalado y otro con un brazo roto. Los agentes identificaron después a casi todos los participantes. Fueron detenidos 15 miembros del grupo Supporters Sur, 13 del Biris Norte y uno del Suburbios Firm del Atlético de Madrid. A todos ellos se les acusa de los delitos de riña tumultuaria y desórdenes públicos. 

Themes
ICO