Asimismo, reclaman al Gobierno que defina su proyecto de Correo público, tanto en su vertiente de prestador del servicio público más antiguo de España, el postal, como en su vertiente de empresa estratégica generadora de empleo, vertebración social y crecimiento económico.

CCOO y UGT consideran “imprescindible” que el Gobierno resitúe al operador público postal, Correos, “en la centralidad del proyecto de modernización, recuperación y transformación del país”, según han informado los sindicatos en nota de prensa.

El presidente Serrano proyecta un desmantelamiento de Correos “inaceptable”, para CCOO y UGT. “Hace 5 meses del cierre de la unidad de distribución en Chinchilla con el traslado forzoso de sus trabajadores a Albacete capital, dejando únicamente abierta la Oficina. La no contratación de los servicios rurales en Unidades como Hellín, Yeste, Alcaraz, Alpera, Pétrola y Balazote”, aseguran.

Los sindicatos afirman que les “sobran” los motivos para llevar a cabo estas movilizaciones. La primera fase de movilizaciones durará hasta finales de junio, incluyendo concentraciones provinciales y autonómicas, sin descartar paros parciales y convocatorias de huelgas generales. El objetivo es dar a conocer a las diferentes instituciones, así como a la opinión pública, cuál es la situación de Correos, hacia dónde quieren dirigir al operador público y el modelo de Servicio Público Postal que defienden CCOO y UGT.