Spain

Cómo, instalar Windows 10 en tu nuevo ordenador y ahorrarte hasta 150 euros

A la hora de comprar un portátil o un ordenador de sobremesa, el presupuesto es muy importante. Sobre todo en la actualidad, cuando muchos fabricantes tienen escasez de componentes, estos equipos parecen haberse encarecido un poco. Por eso, todo lo que sea ahorrar algunos euros es bienvenido.

Televisores portátiles: tres alternativas por menos de 150 euros

Televisores portátiles: tres alternativas por menos de 150 euros

Un aspecto que muchos usuarios no tienen en cuenta en el momento de rascar algo del presupuesto es el sistema operativo. Excepto en el caso de Apple, la gran mayoría de portátiles viene con Windows 10 Home. Pero ¿cómo se ahorra dinero con el sistema operativo?

Algunos equipos llevan el sufijo de FreeDOS y ello los hace considerablemente más baratos. Esto se debe a que son ordenadores que no cuentan con ningún sistema operativo, ya sea Windows o Linux. Al encenderlo, simplemente se enciende la BIOS, un menú de desarrollador.

Comprar un ordenador FreeDOS puede suponer una diferencia de entre 100 y 150 euros, lo que puede invertirse en un ordenador de mejor calidad o simplemente ahorrar este dinero. Ahora bien, ¿qué hacemos con un equipo sin sistema operativo?

En ConsumoClaro, te contamos dónde comprar licencias de Windows 10, los tipos que hay y cómo instalarlo.

Tipos de licencias

Las licencias de Windows 10 no bajan de los 100 euros en la mayoría de tiendas. En el momento en que se escriben estas líneas, las licencias que hay y sus respectivos precios son:

- Windows 10 Home: 145 euros. Es la licencia básica y la centrada en el usuario medio.

- Windows 10 Pro: 259 euros. Este nivel está preparado para equipos profesionales que superen los 128 GB de RAM. Por lo que la mayoría de personas no lo necesitan.

- Windows 10 Pro for Workstations: 439 euros. Esta última es una alternativa para empresas pequeñas.

Estos son los precios y licencias que se venden desde la tienda oficial de Microsoft, pero existen varias tiendas online donde comprarlas mucho más baratas.

Dónde comprar licencias (y es legal)

Algunas páginas venden licencias desde los 60 o 70 euros… hasta los 10 euros. Esta diferencia de precio se debe a que son permisos OEM (Original Equipment Manufacturer).

Las licencias OEM son aquellas que están destinadas, por lo general, a los fabricantes originales. Se trata de un tipo de permiso específico que se asocia al hardware (componentes) del ordenador. De manera que, si se cambia alguna pieza, habrá que comprar otra.

¿Es legal comprar estas licencias? Sí: son oficiales y no hay problema en usarlas. Técnicamente, las OEM no deberían acabar en el usuario final, pero no hay una penalización real por adquirir una de este tipo. Eso sí, hay que tener en cuenta lo anterior: quedan ligadas al equipo.

¿Y dónde se pueden comprar? Te recomendamos tres tiendas fiables:

Antes de comprar una licencia OEM en estas tiendas, es recomendable revisar el perfil del vendedor y leer opiniones. Aunque las tres sean tiendas de confianza, nunca está de más asegurarse de quién vende la licencia.

Una vez ya tenemos la licencia y el portátil u ordenador FreeDOS veamos cómo instalar el sistema operativo.

Paso 1: USB y descargar el instalador

Lo primero que necesitamos es un USB de al menos 16 GB. No sirve un disco duro externo o similar, aunque sí valdría un CD/DVD limpio. En este pendrive guardaremos el instalador de Windows 10, por lo que es necesario que esté vacío.

Una vez tengamos el USB, hay que descargarse en otro ordenador ya formateado y con sistema operativo (puede ser el de un familiar o compañero de trabajo, etc.) el arranque del sistema operativo o la imagen ISO. Esto es tan sencillo como acudir a la web de Windows 10 oficial (aquí) y verter el sistema en el USB clickando en "Descargar la herramienta". Ya descargado, hay que ejecutar el programa.

Al abrir el programa, y tras unos minutos de carga, te preguntará si quieres "actualizar el PC ahora" o "crear una herramienta de instalación para otro PC". Hay que seleccionar la segunda opción.

A partir de ahí, te preguntará el idioma, la edición (Windows 10) y los bits (64). El último paso es seleccionar el USB como medio para la instalación. Es importante que, una vez finalice la descarga, se apague el ordenador donde lo hayamos hecho antes de sacar el USB.

Paso 2: Conectar e instalar

Cuando ya hemos realizado los pasos anteriores, hay que conectar el USB al equipo FreeDOS. Cuando ya esté conectado al puerto, se enciende el ordenador y se empieza a pulsar repetidamente alguna de las teclas F; esta puede cambiar según el fabricante, por ejemplo, MSI es F11 mientras que Dell permite usar F1, F5, F9 y F12. 

Algunos modelos te avisarán de que clickando una de las teclas podrás elegir cómo ejecutar el ordenador a través de una caja de texto. En esta caja, debería aparecer el USB y nosotros tendremos que seleccionarlo.

Si el instalador de Windows 10 está bien descargado, tras unos minutos aparecerá la pantalla de Windows para pedirnos idioma, hora y moneda y método de entrada (teclado). Ahí ya te aparecerá un botón con "Instalar ahora".

Entonces, te pedirá la clave del sistema operativo. Si no la tenemos aún, podemos saltarnos este paso y directamente elegir la versión de Windows (Home o Pro).

A partir de ahí, tendremos que aceptar las Licencias de Uso de Windows 10 y seleccionar la instalación personalizada. Es importante elegir el disco duro donde se volcará el sistema operativo: es recomendable que sea en el SSD y que en "Tipo" se destaque como "Principal".

Hecho todo lo anterior, simplemente queda esperar a que se instale y reinicie el equipo. Hay que tener paciencia, ya que puede ser un proceso largo.

Paso 3: Configuración y drivers

Ya está instalado Windows 10. Cuando termine el reinicio, el equipo ya se encenderá con este sistema operativo.

La primera vez que se encienda, tendremos que configurar algunos aspectos de privacidad o Cortana y crear nuestro usuario. Después de responder estas preguntas, habrá que acudir a la página de soporte del equipo y descargar uno por uno los drivers de cada componente.

Algunos fabricantes cuentan con paquetes de drivers para facilitar este paso. Si no, basta con poner el modelo del ordenador y buscar los controladores en nuestro buscador –siempre en páginas oficiales–.

Y con esto, ya tendríamos Windows 10 instalado en nuestro equipo FreeDOS. En vez de gastarnos 100 o 150 euros en un ordenador con el sistema operativo, nos habremos gastado 10 o 20 euros (si tenemos ya el USB) y una mañana instalándolo.

síguenos en Instagram

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Football news:

Griezmann conversó con Hamilton y visitó las cajas de Mercedes en el gran premio de España
El Barcelona siente que Neymar la usó. Dijo que quería volver, pero extendió su contrato con el PSG (RAC1)
Los aficionados del Arsenal: Querían regalarles algo bueno. Lamento que no hayamos podido
El Atlético no perdió en el Camp Nou. La lesión de Busquets es el punto de inflexión del partido (¿y la carrera de Campeones?)
Verratti se lesionó los ligamentos de la rodilla en el entrenamiento del PSG. La participación en la Eurocopa aún está en duda
El contrato de Neymar en una sola imagen. Mbappé quiere lo mismo
El Manchester United quisiera fichar en verano a Bellingham, no a Sancho. Borussia no va a vender Jude