logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

Badajoz cerró 2019 con 845 desempleados menos

El número de desempleados inscritos en las oficinas que tiene el Sexpe en la ciudad de Badajoz volvió a experimentar una caída importante durante el pasado año. En esos doce meses salieron de las listas del paro 845 personas por lo que la bajada alcanzó el 5,7%.

La reducción no fue tan acusada como en 2018, pero sí tiene un especial valor por haberse producido en un ejercicio en el que ya ha comenzado a apreciarse una importante desaceleración en el ritmo de creación de empleo. De hecho, la reducción en Extremadura apenas fue del 0,44% mientras que a nivel nacional se situó en el 1,21%. Esos datos convierten a la ciudad de Badajoz en uno de los principales motores económicos de una región que terminó el año con 101.095 demandantes de empleo. De ellos, 13.962 vivían en Badajoz.

«Hemos pensando en irnos a Barcelona a trabajar»

La gran locomotora para el empleo regional fue la ciudad de Cáceres, donde también se produjo una sustancial reducción. En ese caso se pasó de los 8.623 inscritos en el Sexpe en diciembre de 2018 a los 8.063 que había al cierre de 2019, por lo que la bajada del paro fue del 6,49%.

También hubo una mejora del 2,1% en Plasencia (87 desempleados menos) y del 0,35% en Mérida (-22), por lo que en las cuatro grandes ciudades extremeñas la situación mejoró durante el año 2019.

De las cifras globales se deduce que mientras las cuatro grandes capitales contabilizaron 1.514 parados menos, mientras que en el resto de las poblaciones de la región se contabilizaron 1.066 más.

Para Ana Isabel González, secretaria de Empleo de Comisiones Obreras en Extremadura, la reducción en el número de desempleados que se ha registrado en la ciudad de Badajoz es positiva. Aun así, esta sindicalista llama la atención sobre otras cuestiones que considera claves: la alta temporalidad del empleo y la gran cantidad de contratos a tiempo parcial.

En su opinión, es preocupante que las estadísticas detecten en los últimos años una reducción del número de contratos indefinidos y un aumento de los temporales. «Si analizamos lo ocurrido en Extremadura desde el año 2007 nos daremos cuenta de que los contratos indefinidos han crecido un 9,5% mientras que los temporales han aumentado el 52%, eso genera una enorme inestabilidad entre los trabajadores».

González también detecta un importante incremento de las jornadas a tiempo parcial. Según explica, antes de la crisis afectaban al 12% de los contratados, mientras que ahora se aprecia esta circunstancia el 25% de los empleos. «El principal problema es que esos contratos parciales no son voluntarios, por lo que afectan a personas que desearían contar con una jornada de trabajo completa».

Otra de las diferencias que se aprecian en los datos publicados por el Sexpe hacen referencia al sexo de los parados. Tanto entre los hombres (-424) como entre las mujeres (-421) se aprecia una reducción en el número de desempleados, pero la variación porcentual es mayor entre los varones (-7,18%) que entre las mujeres (-5,22%).

Mejor el sector servicios

Cuando los datos son desglosados se observa una evolución distinta para cada uno de los sectores que componen el mercado laboral de la ciudad, en el que siguen siendo mayoría quienes buscan un empleo en el comercio y el resto de actividades contenidas en el sector servicios.

Al cierre del año pasado había 10.282 inscritos en este importante sector (-516), mientras que la construcción contaba con 992 inscritos (-11). También había 1.034 parados del sector agrícola (+52), 625 en el sector industrial (-25) y 1.029 en otras actividades (-345).

Themes
ICO